Nada es más perfecto que mi ALMA entre tus SOLES

lunes, 7 de septiembre de 2015

Intensamente destructiva

Siempre anhelé lo mismo: una familia bien conformada, una casa grande con muchos perros y a alguien con quien compartir la vida. Buscaba esa persona que, al verme, le estallara el corazón de amor.
La familia no se elige, dicen. Y así me tocó un padre ausente, una madre llena de amor pero dependiente emocional y unos hermanos criados bajo el ala triste de quien tenía todo pero no tenía nada.
Mi padre murió y me dejó llena de interrogantes para los cuales aún no tengo respuesta.Un te amo y un perdón ahogados en mi garganta.
Mi madre volvió a vivir, a sentir amor, a reír. Todavía las heridas sangran por dentro. Las rodillas le duelen. Cae, pero se levanta.
Mis hermanos, mis guías, mis modelo a seguir. Siempre para adelante, superándose a pesar del dolor, callando gritos, secándose las lágrimas. Siguen.
Mi novio, ser hermoso por fuera, pero sobre todo por dentro. Aquello que soñé hecho realidad en un hombre de carne y hueso. Lo que siempre quise: que me amaran con la fuerza de una tempestad.
YO, destructiva hasta la médula. Caprichosa, egoísta y narcisista. Después de todo lo vivido, lágrimas y sufrimiento en vano, las tormentas pasaron y el sol salió victorioso, todos sonreímos, menos yo. Luchando contra mis demonios, caminando insegura, requiriendo de constante aprobación. Cuando quise no supe elegir. Lastimando a quienes me aman, incontrolable, nunca supe valorar a quienes hicieron de esta insignificante persona, su todo.
Me duele ver como mi ser tormentoso llega para destruirlo todo. Lloro, después de haber ocasionado una guerra. Me arrepiento cuando sé que el final se aproxima y que no hay nadie más que yo para ponerle fin.
Pienso que soy buena, me jacto de ello. Pero en realidad lo soy? Jamás pienso en el otro, sólo quiero satisfacer mis necesidades y ya. 
Quiero cambiar, ser otra. Agradecer a quienes me aman, por aceptar a un ser tan perturbado como yo. Decirles que pueden continuar a mi lado, que jamás volveré a hacerles daño. Que mis metas serán ser y hacerles feliz. 
No quiero perderlo todo.


lunes, 24 de agosto de 2015

Adiós, princesa

¡Cuántos años que no visitaba este lugar! Alguna vez fue mi hogar, mi cable a tierra, el sitio al cual escapaba cada vez que me sentía triste, sola, perdida. Podría pensarse que nunca más, hasta esta nueva entrada, me sentí tan confundida. Pero no es así: si bien la evolución existió y aquella chica de 43 kgs que se autoflagelaba y luchaba para dejar de existir (o tal vez lo que buscaba era que alguien notara que se estaba ahogando y que le era difícil salir a la superficie sin una mano amiga que la ayudara a levantarse) QUEDÓ MUY ATRÁS, me es imposible asegurar que jamás, en estos tres años de mi desaparición bloggera, quise volver a empapar este diario online de lágrimas saladas. Desamor, engaños, fiestas, mentiras, agresión, alcohol, drogas, camas de una noche, cuerpos de unas horas, irrealidad, falsas amistades, corazones rotos, desilusión, infidelidad, depresión. Sé que más de una vez, durante los últimos años, experimenté alguna de esas situaciones, queriendo escapar de mi mundo, de la realidad que me golpeaba en la cara cada vez que abría mis ojos. “Hola mundo, acá estoy, enfrentándote, no sé cómo ni porqué, pero acá llegué”.
Luego de la tormenta, siempre sale el sol. Y el sol salió, y volvió a llover, miles y miles de veces. Entendí que todas las pérdidas por las que atravesé significaron algo: fortaleza. Me quedé sola una y otra vez y supe que podía estar así toda mi vida: sin amigas, sin padre, sin alguien que me dijera cuánto me amaba. Pero el hueco seguía en mi interior. Me carcomía lentamente. A pesar de saber cuánto había logrado en el último año, académicamente, laboralmente, sentimentalmente, alejándome de toda la gente que me intoxicó durante tanto tiempo, no podía ser feliz. Me faltaba algo.

¿Hoy? soy feliz, de a ratos. Si observo el camino que quedó atrás, no puedo no sentir orgullo de mi misma: dejé todo lo que me hacía mal. Tal vez hoy no me rodea un grupo de chicas que intentan parecerse, de algún modo, a mí, ni soy la persona popular y cool que fui alguna vez; aquella que mostraba una cosa que no era, mientras por dentro se moría lentamente. Me siento bien con la profesión que elegí, con el compañero de vida que tengo y estoy más que agradecida de tener la familia que tengo. No me cuesta tanto ver en mi cuerpo unos rollitos de más porque aprendí que la perfección como la que me muestran las revistas NO EXISTE, e intento todos los días aceptarme tal cual soy, con miles de defectos pero también rodeada de virtudes y valores, que hacen de mí, una buena persona, sin maldad.Tal vez la felicidad no es más que momentos. Y trato de aprovecharlos lo más que puedo. El frío que golpea mi cara cuando salgo a la calle todas las mañanas me recuerda que estoy viva, y no puedo no agradecerle a la vida por ello. Estoy segura de que algún día podré mirar al cielo nocturno y admirarlo con la seguridad de que las estrellas brillan también para mí.

Princesa Dominante, te quise, te quiero y te querré toda mi vida. Sos yo, y yo, soy vos. Pero hoy es hora de dejarte ir...

jueves, 16 de agosto de 2012

Catarsis

Es como que.......................................................tengo tanto para decir y no puedo expresarlo. Siento una enorme bolsa de agua pegada a mis pies que me inmoviliza en cuerpo y alma. Mis labios pueden despegarse y decir millones de cosas al mismo tiempo, aún así parece que mi pecho va a explotar. Está tan lleno de sentimientos, de gritos ahogados con el tiempo. De un vacío que no logró llenarse. De flores marchitas y esperanzas desperdiciadas. Lleno de recuerdos, guardados en una caja. Y una memoria infalible. ,, En fin. Es difícil entender. Tampoco es mi propósito. Un poco de catarsis y a la mierda.........No puedo comprender el amor más allá de lo que leo, de lo que quise que fuera para mí, de mi mundo de fantasías en donde el amor triunfa más allá de todo. Si mi ser no es perfecto, porque me rodearía de la perfección de tal amor? Se de su inexistencia, no soy una ilusa. Simplemente espero. Y espero...y a veces me canso de esperar, y me echo a llorar. Porque estoy repleta de sensaciones. De saberes, olfatos, gustos. Mi corazón o mi cabeza se obsesionaron con aquel ser humano. Obsesión, amor. Lo que sea que fuere, el motivo que alegraba mis días. El pedacito que completó el rompecabezas. Salió el sol y llovió miles de veces. Las tormentas pasaron. Y no puedo dejar de pensar. Si amas a alguien, lo extrañas? Si. Si lo extrañas, queres verlo? También. Si amas, extrañas y deseas físicamente, sabiendo que no hay impedimentos para eso, perdonas errores pasados? Si. Todo es sí. Se que es así.................Pero en mi vida esa ecuación no funciona. No hay perdón, sino rencor. Indecisión, quizás por falta de amor. Tal vez de un ser confundido con sus sentimientos. Aquel que rompió en mil pedazos mi corazón. Que tuvo el poder para pegarlo trocito a trozo. Y hoy lo quiebra de nuevo.

martes, 14 de agosto de 2012

Hay siempre un sentimiento muerto en un corazón roto

Ya no confío, ni creo en nada por tu culpa. Tu nunca sentirás lo que yo sentí por tí NUNCA! Creí en el infinito, por una vez en vida, y ví como su fin llegaba, abría mucho más mi herida. Soy feliz, pero es que eso solo dura unos segundos, que sepas que para este niño fuiste mucho más que un mundo. Te guardo en esta caja musical de mis recuerdos, cada uno de los momentos, de imágenes que se han muerto, mi cuerpo, se siente vacío y solo, sin sentimientos muertos en este corazón roto. OLVIDAR es engañarse a uno mismo. No te mientas. Fotos rotas, recuerdos muertos perduran tu memoria. Sin escapatoria aún rondan recuerdos de pena y gloria y es que quiero olvidar tantas cosas, pero cuesta tanto, son espinas que atraviesan y te hacen recordar llantos. Quiero olvidar, quiero dormir, para no despertar, hallar un bienestar infinito DEJAME DESCANSAR- Para mí fue como una muerte lenta y muy dolorosa. De entre todas las rosas negras eras la más hermosa. Osaste entrar en un ser practicamente impenetrable, y te marchaste con un corazón que no era de nadie. Los tiempos cambian lentamente, pero olvidar no es fácil, por qué tan fuerte esa carga, si en la caja ponía frágil? Era como un niño pequeño, recuerdo tu dulce aroma, sufrió mi corazón y por tu culpa ahora está en coma. Olvidar es engañarse, el corazón ya no lo noto, porque siempre hay un sentimiento muerto en un corazón roto.

lunes, 4 de junio de 2012

Junio

Me cuesta abrir los ojos... Siempre me quedará... Y ahora que lo analizo, tampoco me sentía completa cuando estábamos juntos. Eras mío y seguía vacía..Pero si lo eras todo...eras todo y mucho más. Lo fuiste y yo no fui más que una tonta inconformista. Ahora me pesa tu ausencia, me duele saber que el motor que movía mi vida no existe más. Se esfumó. Ya nadie me ama. Quizás sí, quien sabe. Pero no importa, porque vos no me amas. Vos no sos el que me dice dulces palabras todos los días. Vos no me abrazas. No sos vos.
Estoy tan triste que ya no creo lo que repito cada instante en mi mente. Es difícil seguir superándome día a día, porque mis días son noches y mis noches están tristes. Tengo frío de vos. Quiero superar tu ausencia. Pienso que lo logro, pero no es así. No puedo, me cuesta demasiado. Continúo con la búsqueda y no me encuentro. Estoy rota. Tengo el corazón hecho trizas y la cabeza me pesa..el cuerpo me pesa...La vida me pesa.

lunes, 28 de mayo de 2012

...

No soporto más. Hoy me desperté así, no aguanto. No puedo seguir callada, no puedo continuar sonriendo cuando estoy desmoronada. No puedo seguir pretendiendo que todo está bien, que soy fuerte y me la banco. Que no me importa y todo pasó. NO. No puedo más.